Es muy importante en toda relación de pareja, tener en cuenta cuáles han sido las experiencias de otras parejas en situaciones similares a las nuestras, y es que los aciertos y fracasos que se hayan dado en otros nos pueden servir a nosotros para tomar decisiones importantes.

No obstante, es importante alejarnos de ciertos mitos y ciertas creencias te impiden qué ya sea un matrimonio o un noviazgo prospere de una manera saludable. Y es que a veces creemos saberlo todo, y que en cierto modo nos encontramos en una zona de confort en la que nos creemos imbatibles. Pero esto no es así.

Veamos ciertos aspectos a tener en cuenta para que un noviazgo un matrimonio funcione adecuadamente.

Del noviazgo hacia las relaciones más serias

5 aspectos a tener en cuenta en un noviazgo o matrimonio

  • El primer aspecto a tener en cuenta es que se debe esperar un tiempo prudente para pasar de una relación informal a una relación más formal. Así como en los trabajos se suelen dar dentro un mes a tres meses de prueba para conocer bien al empleado y finalmente tomar la decisión de incorporarlo a la plantilla definitivamente. En las relaciones de pareja debe pasar lo mismo, se debe esperar un tiempo para conocerse bien, ruso intentará irse a vivir juntos, experimentar experiencias en la cotidianidad, para luego avanzar de forma más segura.
  • Es importante mantener un buen aspecto personal, algo que suele ocurrir en la mayoría de relaciones de pareja, es que las personas tienden a entrar en una zona de confort en la cual se descuidan en su apariencia personal. Normalmente cuando las parejas son novios, intentan impresionar constantemente a su pareja cuidándose, pero cuando ya ven segura la relación tienden a descuidarse, es importante no caer en el facilismo y la seguridad que proporciona una relación de pareja.  Es importante tener en cuenta esto para evitar futuras reconciliaciones, las cuales a veces son fallidas.
  • Otro aspecto importante es poder diferenciar claramente entre lo que es una amistad, de un noviazgo. Y la gran clave para entenderlo está en la tensión. Una pareja necesita una atención constante, mientras que una amistad no necesita de una tensión. Una persona puede tener un amigo o una amiga que se considera muy cercana, y teniendo apenas poco contacto a lo largo del año. Pero esto en una relación de pareja es imposible, ya que tu pareja necesita atención diaria, necesita sentirse segura de que sienten afinidad por las mismas cosas, y esto requiere un nivel de atención alto para que la relación no se rompa.
  • También debes tener en cuenta de que casi en la mitad de los hombres que acuden a un encuentro con una mujer por primera vez, no se sienten seguros. Esto puede deberse a un temor al rechazo, oa que no se sientan cómodos pensando en que la mujer que tienen al frente no es descifrable y no saben exactamente lo que esperan de él. Los hombres necesitan tener la seguridad de que merecen lo que tienen, ser dignos de ellos.
  • Existen varios debates entre expertos en las relaciones de pareja, en la cual difieren entre cuál sería el tiempo prudencial entre que las personas se conocen hasta invitarlas a una cita más formal. Normalmente se ha establecido un rango prudencial que va de entre 2 a 4 días. Este es el tiempo estima en el que se da una señal de interés cuando una persona invita a otra para una cita más formal. Los mejores desenlace siempre se dan cuando esa citas se dan en la casa de alguna persona conocida, o cuando se invita a cenar a casa.